Sala de Prensa

93
Julio 2006
Año VIII, Vol. 3

WEB PARA PROFESIONALES DE LA COMUNICACION IBEROAMERICANOS

A R T I C U L O S

   
   


Sistemas de comunicación y participación pública
en el desarrollo sostenible

Nadia García Estrada *

Actualmente en nuestros países la educación científica y la divulgación de la ciencia han adquirido una gran importancia, pues resulta vital para nosotros el conocimiento de las ciencias, como parte de su cultura, y que el desarrollo científico beneficie, con sus avances, nuestra calidad de vida. Las investigaciones realizadas por la UNESCO ponen de manifiesto que la base del interés por la ciencia, está muy vinculada al nivel de formación de los ciudadanos, de modo que el interés se configure durante las enseñanzas primaria y secundaria; y posteriormente pueda continuar desarrollándose, con políticas comunicativas acertadas, a través de los medios de comunicación masiva (Blanco, 2004).

Cuba a 45 años de haber comenzado la primera y más profunda transformación en todos los planos de su sociedad con la Primera Campaña Nacional de Alfabetización, exhibe hoy importantes logros en indicadores de ciencia, tecnología y desarrollo sostenible, e íntimamente ligados todos a la cultura general integral que se desea para nuestra sociedad.

Nuestro país necesita sustentar la estrategia de desarrollo económico y social sostenible del país, en una fuerte base de conocimientos científico-tecnológicos y en una actitud permanentemente innovadora, donde se aprovechen al máximo las posibilidades nacionales de generación de conocimientos y tecnologías, a la vez que se utilicen de manera eficiente y creadora los avances científicos y tecnológicos que ocurren en el mundo.

En consecuencia, en el artículo 39 de la Constitución de la República de Cuba se establece que: el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) tiene asignada entre otras, la función de elaborar y proponer al gobierno la política en materia de ciencia, tecnología e innovación, así como establecer las vías y formas más idóneas para la divulgación sistemática de las principales tendencias del desarrollo científico y tecnológico mundial y los resultados más significativos alcanzados en el país en esta esfera con vistas a la actualización y elevación de la cultura científica y tecnológica de la población. Esto se inserta en un amplio Programa estatal de promover una Cultura General Integral, donde los Ministerios encargados de la Ciencia, la Cultura y la Educación disponen de conjunto de las vías más eficaces para este fin, como expresión de una voluntad política de más de cuatro décadas.

Convencida del llamado urgente a todos los comunicadores de reorientar contenidos y prácticas que desde el punto de vista comunicativo debemos tener en cuenta para lograr entre todos que nuestros pueblos sean más cultos para que sean más libres, presento a continuación algunas de las experiencias cubanas en el área de la comunicación social de la ciencia donde se conjuga la colaboración de divulgadores y comunicadores con los investigadores y científicos, con el objetivo que el nuevo conocimiento esté al alcance de toda la población cubana.

A continuación presento cómo nuestra sociedad asume la popularización de los contenidos científicos y tecnológicos para un desarrollo sostenible:

1- La firma de un Convenio entre el Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT), el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), y el Sistema Informativo de la Televisión Cubana (TVC), que garantize una sistemática y colegiada presencia de los temas científicos, tecnológicos y medio ambientales en la programación nacional con 11 programas dedicados a la ciencia y la tecnología y 2 canales educativos con manifiesto carácter científico.

2- Universidad para Todos. Experiencia abarcadora aplicada desde el año 2000, con la creación del primer Canal Educativo, que surgió ante la necesidad de seguir elevando la cultura general integral del pueblo cubano. Consiste en impartir cursos a través de la Televisión con asuntos solicitados por la población Incluyen temas de la cultura en general así como contenidos de diversos campos de la ciencia. En ellos se combina el rigor científico, la sencillez en el tratamiento de las materias y la satisfacción de las expectativas de amplios sectores de la nación cubana. Podemos citar entre ellos: Fundamentos de la ciencia moderna, Introducción al Conocimiento del medio ambiente, Introducción a la Biotecnología, Meteorología y Climatología, El Mar y sus Recursos, Diversidad biológica, Filosofía, Astronomía, Radiaciones y Vida, por otra parte en cuanto a temas de cultura general están: Historia de España, Historia de Cuba, Ortografía, Historia de la música y la danza, Idiomas: Inglés, Francés, Italiano, y en estos momentos se pasa el curso de Alemán, entre otros. Los cursos constan de 15 a 50 clases en dependencia de la complejidad con una frecuencia semanal y una duración de 57 minutos que se transmiten en dos horarios, acompañados de un material impreso (tabloide) accesible a todos los interesados. Los referidos temas fueron seleccionados de acuerdo con las propuestas de la población y de las instituciones científicas, lo que ha garantizado una amplia audiencia porque el estudiante-televidente ha visto reflejadas sus necesidades educativas e intereses con ejemplos de la vida cotidiana. En consecuencia con estos lineamientos, los profesores de estos cursos fueron seleccionados entre los mejores especialistas que provienen de diversas instituciones científicas y docentes del país, de ellos el 75% son máster y/o doctores en ciencia.

Es importante destacar que a medida que se ha ido tomando experiencia y la audiencia ha ganado en conocimientos, los temas de los cursos han ganado en complejidad, por ejemplo el primer curso en el año 2000 fue dedicado a Los fundamentos de la ciencia moderna, sin embargo en el 2006 ya se imparte el curso Nuevas Tecnologías y el de Genoma Humano, y se encuentran en fase de preparación los cursos sobre Gestión de la calidad, uno que tratará sobre Huracanes y otro que informará sobre la Naturaleza Geológica de Cuba.

3- Portales. En Cuba existen alrededor de 12 portales que dedican su mayor contenido a la divulgación científica, como por ejemplo el dedicado a medio ambiente: www.medioambiente.cu, el dedicado a la ciencia y la tecnología: www.cubacienca.cu, y el paradigma para todos nuestros portales: www.infomed.sld.cu, entre otros.

4- Publicaciones seriadas. Existen más de 38 revistas dedicadas a la divulgación científica, que va desde las ciencias médicas hasta las sociales, de ellas 16 pertenecen al CITMA, por lo que es la Institución que más publicaciones de carácter divulgativo tiene, por ejemplo además de Ciencia, Innovación y Desarrollo, están: Hombre, Ciencia y Tecnología, de Guantánamo, Infociencia, electrónica de Santi Spíritus, Ciencia en su PC de Santiago de Cuba, Cuba- Zoo, Medio ambiente y Desarrollo, Nueva Empresa, entre otras.

5- Jornadas por la Cultura Científica. Convocadas por la Dirección de Ciencias del CITMA consiste en la organización de actividades destinadas a la actualización de conocimientos de diversas ramas de la ciencia y la necesidad de compartir con personalidades reconocidas y que pone en contacto a científicos de diferentes campos, lo que promueve la colaboración, y la multi e interdisciplinariedad en proyectos científicos de avanzada.

6- Taller Promociencias, Conferencias Ibercom, y Debates Editoriales. Por iniciativa de la Editorial Academia y el CITMA, estos eventos cada uno con características propias tienen en común el estar dirigidos a comunicadores, periodistas, maestros, investigadores, editores, diseñadores y en general a especialistas vinculados con la promoción y divulgación de la ciencia, en la búsqueda de vías y modos de compartir el nuevo conocimiento.

7- Fórum de ciencia y técnica. Movimiento que estimula, promueve y divulga las experiencias de toda la población para solucionar problemas concretos, con una frecuencia anual. Personas de todas las edades, desde niños y amas de casa, así como estudiantes y trabajadores, muestran la aplicación de sus conocimientos y los trasmiten desde su localidad hasta el nivel nacional, lo que permite que el conocimiento penetre en las vidas cotidianas de la mano de sus protagonistas.

8- Brigadas Técnicas Juveniles. Constituyen una Organización destinada a lograr la más activa participación y acción de los jóvenes cubanos en la exploración de soluciones a las tareas que den cumplimiento a los objetivos de trabajo del sector relacionado con la actividad científica. Orientan a los jóvenes para que la innovación sea un elemento decisivo para elevar la eficiencia en la producción de bienes y servicios, a introducir en la práctica social los resultados de la investigación Científico-Tecnológica, y lograr una mayor utilización de la información y su difusión masiva, que permita elevar la cultura científica tecnológica y ambiental de la población.

9- Concurso Ciencia para todos. Concurso de lecto-escritura dedicado a la popularización de la ciencia a través del análisis de libros de divulgación científica, iniciativa del Fondo de Cultura Económica de México acogida en Cuba por la Editorial Academia y apoyada por la Dirección de Ciencias del CITMA Se realiza desde 1997 en nuestro país y en estos momentos se trabaja en la séptima edición. Hasta el momento se han presentado 321 concursantes y se han premiado a 63 de ellos, que han demostrado la calidad de lo aprendido y han sido motivo de orgullo dentro y fuera el país.

10- Cátedras de la Cultura Científica. Cátedras creadas en 4 de nuestras Universidades con la finalidad de sumar voluntades en la organización de actividades para estimular la socialización del conocimiento y propiciar un mayor y mejor acercamiento al tema por parte de comunicadores universitarios tomando de la fuente de reconocidos profesionales, de debates entre especialistas, etc.

11- Encuesta sobre la percepción pública de la ciencia y la tecnología en Cuba. Tendrá el objetivo de monitorear el grado de asimilación y entendimiento de los conceptos de ciencia y del proceso científico–tecnológico por la sociedad cubana.

Se pretenden obtener información útil para los diseñadores de la política científica, la política educacional y los investigadores. Tendrá en cuenta las experiencias obtenidas y los estudios realizados en otros países para facilitar las comparaciones internacionales.

En Cuba, los primeros pasos en el reconocimiento de la comunicación y participación ciudadana en la formulación de políticas y la aplicación de normas vino apoyada por las reformas constitucionales de 1992, de forma tal que el artículo 27 introduce el concepto de sostenibilidad dentro de la protección del medio ambiente.

Ello unido al interés estatal de promover la educación y la cultura dentro de cualquier proceso trajo como consecuencia el establecimiento de mecanismos de acceso a la información dimensionados a dos esferas: formulación de políticas y la aplicación normativa.

En cuanto a la formulación de la política ambiental, tenemos que uno de los ejes de desarrollo del tema es la Estrategia Ambiental Nacional, aprobada en 1997, es el instrumento que ha contribuido a introducir la dimensión ambiental en todos los ámbitos (nacional, territorial y sectorial), profundizando en la interrelación economía – sociedad – medio ambiente.

La Estrategia Ambiental (EA) enfatiza los objetivos conservacionistas y la explotación racional de los recursos no renovables, aparejados con la solución de los principales problemas ambientales que confronta el país y la integración de la dimensión ambiental a los nuevos proyectos de desarrollo.

La participación comunitaria ha estado potenciada por la incorporación activa de organismos y organizaciones tales como: CDR, FMC, Cultura, MINED, MINSAP, Materias Primas, Medios Masivos de Comunicación. Así mismo, l a comunidad académica ha jugado un importante papel en su implementación.

Otro de los temas ampliamente desarrollados es la educación ambiental, de vital importancia para el desarrollo sustentable del país. De la buena actitud y comprensión ciudadana resultarían mitigados problemas hoy de gran repercusión para el ambiente y calidad de vida de la población. En este sentido, se han realizado numerosos proyectos de colaboración de carácter multisectorial encaminados fundamentalmente a:

  • Lograr una sistematicidad en la divulgación de los temas ambientales en los medios de comunicación masivos.
  • Identificar dentro de la comunidad las personas o grupos capaces de transmitir de forma eficiente la información a los distintos grupos de la población.
  • Diseñar como parte integrante de las actividades de diagnostico, consulta y grupos temáticos la forma de informar, sensibilizar e involucrar a la mayor cantidad de actores locales.
  • Promover la educación ambiental y en particular propiciar la realización de campañas de información y sensibilización relacionadas con los problemas priorizados.

Ejemplos representativos de los últimos años que cabría mencionar son:

PROYECTO SABANA CAMAGUEY. Abarca 5 provincias Matanzas, Villa Clara, Santi spiritus, Ciego de Avila y Camaguey.

Tiene dos acometidas. La primera se enfoca específicamente en la conservación de la biodiversidad. Las actividades del proyecto incorporarán la biodiversidad en el manejo integrado de la zona costera mediante la zonificación, establecimiento de áreas protegidas esenciales (un total de 127 547 ha) para la demostración y la réplica potencial, un programa de monitoreo de la biodiversidad, fortalecimiento institucional, y capacitación, educación y concientización de los sectores claves de la población, incluyendo los decisores.

La segunda, una acometida muy relacionada y complementaria del proyecto, es promover la planificación participativa para el desarrollo sostenible mediante el mejoramiento del acceso a la información y la promoción de la capacitación que engendren un planeamiento participativo e integrado.

ORGANOS DE ATENCION AL DESARROLLO INTEGRAL DE LAS MONTAÑAS. En 1987 por decisión del Partido y el Gobierno, se puso en marcha el Programa de Desarrollo de la Montaña conocido como Plan Turquino. En 1988 se crearon las Comisiones de Repoblación Forestal, a niveles nacional, provincial y municipal, las que recibieron la misión conocida como "Plan Manatí".

En 1995, a través del Decreto-Ley No. 197, el Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros decidió fundir ambas Comisiones anteriores, dando lugar a la Comisión Nacional del Plan Turquino-Manatí, como Comisión inter-organismos subordinada al CECM. Como resultado de lo anterior, el Plan Turquino se redefine como un Programa de Desarrollo Integral de las Montañas, que sirve de soporte a la estrategia del país para impulsar el desarrollo político, social y económico de los territorios de montaña, sobre la base de la autosustentabilidad como principio del desarrollo.

El análisis puso claro el papel que juegan los ecosistemas montañosos en la protección y conservación del medio ambiente, pero mucho más importante aún, el papel que tienen para proteger y permitir al hombre que pueda hacer un uso racional de ellos, a los recursos naturales que atesora.

La actividad del CITMA en los territorios montañosos ha logrado o contribuido a lograr:

  • Disminución de las cargas contaminantes. Mejorar la protección y conservación de los suelos.
  • Ambiente es una fuente de recursos real y efectiva para proyectos en los territorios. El fortalecimiento e institucionalización del Sistema Nacional de Áreas Protegidas.
  • Haber ganado a nivel de Gobierno un espacio mayor en la compresión de la importancia de los problemas ambientales de la montaña y la necesidad y utilidad de enfrentarlos y solucionarlos.
  • El CITMA ha tenido una importante y reconocida participación como aglutinador y guía, en casi todos los territorios.

Consideraciones finales

Si nos unimos al criterio de Francisco Lacayo, ex representante de la Oficina Regional de la UNESCO, con sede en Cuba, de que “La Cultura es la personalidad histórica de un pueblo o de una sociedad”, la cultura científica como parte de esa Cultura no puede desarrollarse fuera del entorno social e histórico donde se origina por lo que la divulgación de la ciencia y la tecnología también debe dar respuesta a las necesidades y realidades de su sociedad y no puede encasillarse en fórmulas o recetas descontextualizadas. Eso no contradice la necesidad de que el conocimiento científico que es componente activo de la sociedad moderna al influir directa y decisivamente en ella, debe ser compartido y trasmitido para que se exprese concientemente en sus prácticas y en elementos del sentido común de sus miembros. Es un compromiso y un acto responsable educar al gran público en asuntos de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente y todo empeño en este sentido es un noble aporte, que puede estimular a otros en la búsqueda de vías que aseguren el futuro.


* Nadia García Estrada es Lic. en Letras por la Universidad de La Habana. Actualmente es directora ejecutiva de la revista Ciencia, Innovación y Desarrollo, de la Dirección de Tecnologías de la Información y Gestión del Conocimiento (CITMA), del gobierno cubano. Esta es la ponencia que presentó en la V Cumbre Iberoamericana de Comunicadores realizada en Santo Domingo, del 6 al 8 de abril de 2006, y se reproduce con la autorización de Infomega.


Tus comentarios, sugerencias y aportaciones
nos permitirán seguir construyendo este sitio.
¡Colabora!



| Volver a la página principal de SdP |
|
Acerca de SdP | Periodismo de Investigación | Etica y Deontología |
|
Derecho de la Información | Fuentes de Investigación |
|
Política y gobierno | Comunicación Social | Economía y Finanzas |
|
Academia | Fotoperiodismo | Medios en Línea | Bibliotecas |
|
Espacio del Usuario | Alta en SdP |
|
SdP: Tu página de inicio | Vínculos a SdP | Informes |
|
Indice de Artículos | Indice de Autores |
|
Búsqueda en Sala de Prensa |
|
Fotoblog |

© Sala de Prensa 1997 - 2008


IMPORTANTE: Todos los materiales que aparecen en Sala de Prensa están protegidos por las leyes del Copyright.

SdP no sería posible sin la colaboración de una serie de profesionales y académicos que generosamente nos han enviado artículos, ponencias y ensayos, o bien han autorizado la reproducción de sus textos; algunos de los cuales son traducciones libres. Por supuesto, SdP respeta en todo momento las leyes de propiedad intelectual, y en estas páginas aparecen detallados los datos relativos al copyright -si lo hubiera-, independientemente del copyright propio de todo el material de Sala de Prensa. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos de Sala de Prensa sin la autorización expresa del Consejo Editorial. Los textos firmados son responsabilidad de su autor y no reflejan necesariamente el criterio institucional de SdP. Para la reproducción de material con copyright propio es necesaria, además, la autorización del autor y/o editor original.