Sala de Prensa

91
Mayo 2006
Año VIII, Vol. 3

WEB PARA PROFESIONALES DE LA COMUNICACION IBEROAMERICANOS

A R T I C U L O S

   
   


Los diez países donde existe más censura

Nueva York, 2 de Mayo del 2006.– Los norcoreanos viven en el país donde hay más censura en el mundo, según un nuevo análisis del Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés). El sistema comunista de Corea del Norte es el lugar donde existe el mayor vacío de información; no hay un solo periodista independiente, y todas las radios y cadenas de televisión son controladas por el gobierno. Birmania, Turkmenistán, Guinea Ecuatorial, y Libia cierran los cincos primeros países de la lista del CPJ de los “diez países donde hay más censura”.

Al difundir su informe con motivo del Día Mundial de la Libertad de Prensa el 3 de mayo, el CPJ llamó a la censura favorecida por el estado una de las amenazas más urgentes que enfrentan los periodistas en el mundo. El CPJ estudió condiciones de la libertad de prensa en docenas de países alrededor del mundo para determinar el acceso que tiene la gente a información independiente, y los métodos utilizados por sus respectivos líderes para reprimir las noticias.

El personal del CPJ en las distintas regiones utilizó su vasto conocimiento de las condiciones de la prensa local y aplicó un sistema riguroso de criterios para determinar el rango de la lista. Los criterios incluyeron el control del estado sobre todos los medios, la existencia de reglamentaciones formales con respecto a la censura, el uso de la violencia de estado, encarcelamiento y acoso contra periodistas, la interferencia en la transmisión de noticieros extranjeros, y restricciones para el acceso privado a Internet.

Los otros países en la lista son Eritrea, Cuba, Uzbekistán, Siria y Belarús.

“La gente de estos países está virtualmente aislada del resto del mundo por gobernantes autoritarios que amordazan a los medios y oprimen la libertad para informar a través de leyes restrictivas, miedo, e intimidación”, señaló la Directora Ejecutiva del CPJ Ann Cooper.

Las pautas que surgen del análisis del CPJ incluyen:

  • Control total. Los medios escritos y electrónicos en los 10 países están bajo fuerte control o influencia del estado. Algunos países permiten que ciertos medios privados funcionen pero la mayoría está en manos de partidarios del régimen. En Libia, no hay medios escritos, radiales o televisivos independientes, un anacronismo incluso teniendo en cuenta los estándares de Medio Oriente. En Guinea Ecuatorial funciona una cadena de televisión privada, pero el dueño es el hijo del presidente. En Birmania, los ciudadanos corren riesgo de ser detenidos por escuchar a la BBC en público.
  • Gobiernos unipersonales. La mayoría de los países en la lista del CPJ son gobernados por un hombre que ha permanecido en el poder manipulando los medios y haciendo fraude en cuanta elección se celebra. Los medios fomentan un culto a la personalidad. En Turkmenistán, en la televisión estatal la imagen del “presidente de por vida” Saparmurat Atayevich Niyazov aparece constantemente en la parte inferior de la pantalla. La radio estatal en Guinea Ecuatorial ha descrito al presidente Teodoro Obiang Nguema Mbasogo como “el Dios del país”.
  • Uso de la “Gran Mentira”: En Corea del Norte, todas las “noticias” son positivas. Según los medios rígidamente controlados, Corea del Norte nunca ha sufrido hambre o pobreza, y los ciudadanos se sacrificarían de buena gana por su líder. La Agencia Central Coreana de Noticias indicó que el líder Kim Jong Il es tan querido que después de la fatal explosión de un tren para transporte de municiones en un área poblada, la gente corrió a los edificios para salvar los retratos del “líder querido” antes de rescatar a los propios miembros de la familia.
  • Tolerancia cero para la cobertura negativa. En Uzbekistán, una ofensiva del gobierno forzó a más de una docena de corresponsales extranjeros a abandonar el país después de cubrir una masacre de manifestantes antigubernamentales en Andiján en mayo del 2005; en Belarús reporteros que cubrían la oposición a la reciente reelección del presidente Aleksandr Lukashenko fueron encarcelados y acusados de delitos como el “hooliganismo”. En Cuba, el gobierno organiza actos de repudio contra periodistas independientes; los manifestantes rodean el hogar del periodista y evitan que la gente salga o entre.
  • Cínica indiferencia por el bienestar de la gente. Los gobiernos suprimen las noticias de los peligros y de las dificultades de los ciudadanos. Corea del norte encubrió el hambre que afectó a millones. Birmania suprimió la cobertura de los efectos del tsunami que golpeó el país en diciembre de 2004.

“Las prácticas de estos gobiernos son inaceptables para cualquier estándar internacional”, indicó Cooper. “Instamos a los líderes de los países donde hay más censura a unirse al mundo libre, abandonando estas acciones restrictivas y permitiendo que los periodistas cumplan con su trabajo e informen a sus ciudadanos”.

Aquí están los resúmenes de los países donde existe más censura:

1. COREA DEL NORTE

Líder: Kim Jong Il, presidente, Comisión de Defensa Nacional, en el poder desde la muerte de su padre Kim Il Song en 1994.

Cómo funciona la censura: Corea del norte ha unido el ideal tradicional de Confucio sobre el orden social con el modelo Estalinista de un estado comunista autoritario para crear el vacío de información más profundo en el mundo. Todas las radios, televisoras y periódicos locales son controlados por el gobierno. El contenido de la información es provisto casi enteramente por la Agencia Central de Noticias (KCNA). Proporciona a diario cobertura que adula al “Querido Líder” Kim Jong-Il y sus acciones oficiales. La pobreza y el hambre que azotan nunca se mencionan. Sólo a una pequeña cantidad de periodistas extranjeros se les permite acceso limitado por año, y deben ser acompañados por “custodios” dondequiera que vayan.

Aspectos más negativos: Después de la fatal explosión en abril del 2004 de un tren para transporte de municiones en Ryongchon, cerca de la frontera china, KCNA informó que los ciudadanos exhibieron el “espíritu de proteger a su líder con su vidas” al correr a los edificios ardientes para salvar los retratos de Kim “antes de buscar a sus familiares o de salvar sus pertenencias”. La prensa internacional, mientras tanto, fue excluida de la escena, donde se registraron más de 150 muertos y miles resultaron heridos.

2. BIRMANIA

Líder: Than Shwe, asumió el control como presidente de la junta militar conocida como el Consejo de Paz y Desarrollo de Estado en 1992 después de la dimisión del líder del golpe militar de 1988 General Saw Hamhung.

Cómo funciona la censura: La junta posee todos los matutinos y radios, junto con los tres canales de televisión del país. Los medios no se atreven a insinuar, mucho menos informar, acerca de sentimientos en contra del gobierno. Los pocos medios privados en Birmania deben someter su contenido a un órgano de escrutinio llamado “Press Scrutiny Borrad” antes de ser publicados; las demoras por la censura significan que no se publica diariamente. En el 2005, la junta tomó el control de Bagan Cybertech, el principal servicio de Internet y proveedor de satélite. Ciudadanos han sido arrestados por escuchar a la BBC o Radio Asia Libre en público. Los pedidos de visa de los periodistas extranjeros son generalmente rechazados, excepto cuando el gobierno desea mostrar un acontecimiento político.

Aspectos más negativos: Un artículo en la edición del 4 de junio de 2005 de New Light of Myanmar (Birmania), titulado “Tenga actitud positiva al transmitir las noticias”, explica la política del gobierno para con los medios: “La gente de Myanmar no desea mirar, leer, ni escuchar informes noticiosos corruptos y sesgados ni mentiras. La gente de Myanmar incluso siente repulsión hacia algunos medios locales que estén imitando la práctica de ofrecer noticias corruptas y sesgadas y mentiras”. The Voice, un semanario radicado en Rangoon, fue suspendido en mayo del 2005 como castigo por la publicación de una nota inocua de primera plana sobre el retiro de Vietnam del festival de agua de Año Nuevo de Birmania, que la junta encontró vergonzante.

3. TURKMENISTAN

Líder: Saparmurat Atayevich Niyazov, elegido en 1991 y declarado presidente de por vida en 1999.

Cómo funciona la censura: Niyazov ha aislado al país del resto del mundo y ha creado un culto a la personalidad autodenominándose “Turkmenbashi”, padre del Turkmeno. El estado es dueño de todos los medios locales y la administración de Niyazov los controla designando a editores y censurando contenidos. Niyazov aprueba personalmente el contenido de la portada de los diarios principales todos los días, que siempre incluye una foto prominente del líder. En el 2005, el estado cerró todas las bibliotecas a excepción de una que contiene los libros del presidente, y prohibió la importación de publicaciones extranjeras. Los medios estatales colman de elogios a Niyazov al tiempo que ignoran noticias importantes acerca del Sida, la prostitución, el desempleo, la pobreza, el crimen, y las drogas. Un puñado de corresponsales locales y extranjeros trabajan para las agencias extranjeras -principalmente rusas- pero su libertad para informar es mínima.

Aspectos más negativos: La televisión estatal exhibe un perfil constante y luminoso de Niyazov en la parte inferior de la pantalla. Los cronistas inician cada transmisión con la promesa de que sus lenguas se arrugarán si sus informes alguna vez difamaran al país, la bandera, o el presidente.

4. GUINEA ECUATORIAL

Líder: Presidente Teodoro Obiang Nguema Mbasogo, en el poder desde el golpe de 1979.

Cómo funciona la censura: La crítica al régimen brutal de Obiang no se tolera en el único país de habla hispana en África. Todos los medios de comunicación son propiedad del gobierno, a excepción de RTV-Asonga, la radio y las cadenas de televisión propiedad del hijo del presidente, Teodorino Obiang Nguema. Existe un puñado de periódicos privados pero rara vez publica debido a la presión financiera y política. Un grupo exiliado de libertad de la prensa, ASOLPEGE-Libre, sostiene que la única publicación que aparece regularmente es una a favor del gobierno publicada en España y financiada por ingresos de publicidad de las compañías de petróleo que funcionan en Guinea Ecuatorial, “principalmente las petroleras norteamericanas”. Este grupo dice que el gobierno ha forzado a todas las compañías privadas a pagar anuncios en estos medios. Los describe como “meros instrumentos gubernamentales al servicio de la dictadura, dedicados única y exclusivamente al narcisismo político y a la propaganda ideológica del régimen”. En un informe difundido en el 2005, el Departamento de Estado estadounidense indica que las publicaciones extranjeras de celebridades y deportes estaban disponibles para la venta pero, en cambio, no se vendían diarios, y no había librerías o puestos de periódicos. Han negado visas o se ha expulsado a corresponsales extranjeros sin ninguna explicación oficial.

Aspectos más negativos: La radio Malabo dirigida por el gobierno difunde canciones que advierten a ciudadanos que serán aplastados si hablan en contra del régimen. Durante las elecciones parlamentarias del 2004, los medios estatales llamaron “enemigos” del estado a los activistas de la oposición. La radio del estado ha descrito a Obiang como el “Dios del país”, que tiene todo el poder sobre hombres y cosas.

5. LIBIA

Líder: Coronel Muammar Qaddafi, indiscutido en el poder desde el golpe de 1969.

Cómo funciona la censura: Los medios de Libia son lo más controlados dentro del mundo árabe. El gobierno posee y controla todos los medios escritos y las emisoras de radio y televisión, un anacronismo incluso para los estándares regionales. Los medios son obedientes y no reflejan las políticas de estado ni permiten la divulgación de noticias ni las opiniones críticas en contra de Qaddafi o del gobierno. La televisión vía satélite e Internet se hallan disponibles, pero el gobierno bloquea todos los sitios políticos indeseables de la Web. Internet es una de las pocas posibilidades para los escritores independientes y los periodistas, pero los riesgos son demasiado altos. Dayf al-Ghazal al-Shuhaibi, que escribió para sitios de Internet opositores al gobierno desde Londres, fue encontrado muerto de un tiro en la cabeza en Benghazi el año pasado. Nadie ha sido acusado por este asesinato, claro mensaje para los críticos del gobierno. Además, el escritor Abdel Razek al-Mansouri fue encarcelado en represalia por unos artículos críticos al gobierno que aparecieron en Internet.

Aspectos más negativos: En 1977, Qaddafi presentó sus ideas para la revolución cultural de Libia en The Green Book. Sobre los medios escribió, “la prensa es la forma de expresión que tiene la sociedad: no los individuos particulares o las entidades corporativas. Por lo tanto, desde un punto de vista lógico y democrático, no debe pertenecer tampoco a ninguno de ellos”.

6. ERITREA

Líder: Presidente: Isaias Afewerki, electo por la Asamblea Nacional en 1993.

Cómo funciona la censura: Eritrea es el único país en África sin un medio privado. Más de cuatro años después de que una embestida del gobierno eliminara a toda la prensa independiente, las políticas represivas del régimen han dejado a este país africano oculto del escrutinio internacional y sin acceso local a información independiente. Unos pocos privilegiados tienen acceso a Internet. El puñado de corresponsales extranjeros en la capital, Asmara, se ve permanentemente sometido a una intensa vigilancia por parte de las autoridades.

Aspectos más negativos: Por lo menos unos 15 periodistas han sido encarcelados, o de algún modo se han visto privados de su libertad desde el 2001. La mayoría han sido incomunicados en centros clandestinos de detención. Cuando el CPJ buscó información sobre los periodistas encarcelados en el otoño del 2005, el Ministro de Información Ali Abdou le dijo a la agencia France-Presse, “es por nuestra cuenta el qué, porqué, cuándo, y dónde hacemos las cosas”.

7. CUBA

Líder: El Presidente Fidel Castro gobierna con su partido único desde que tomó el poder en la revolución de 1959.

Cómo funciona la censura: La constitución cubana le otorga al Partido Comunista el control de la prensa; reconoce “la libertad de expresión y de prensa siempre que sea conforme a los fines de la sociedad socialista”. El gobierno posee y controla todos los medios y restringe el acceso a Internet. Las noticias se difunden por cuatro canales de televisión, dos agencias de noticias, una docena de emisoras radiales, por lo menos cuatro sitios Web, y tres periódicos importantes que representan la opinión del partido comunista y de otras organizaciones controladas por el gobierno. Los medios funcionan bajo supervisión del Departamento de Orientación Revolucionaria dependiente del Partido Comunista, que desarrolla y coordina estrategias de propaganda política. Cuba sigue siendo uno de los primeros países con mayor cantidad de periodistas encarcelados, en segundo lugar solamente después de China, con 24 reporteros independientes presos. Los que intentan trabajar de modo independiente son hostigados, detenidos o amenazados con ser procesados o encarcelados. Un número pequeño de corresponsales extranjeros trabaja desde La Habana pero los cubanos no acceden a sus informes. Las visas para periodistas extranjeros son otorgadas de manera selectiva.

Aspecto más negativo: El gobierno organiza actos de repudio en contra de periodistas independientes; los manifestantes rodean el hogar del periodista y evitan que salga o entre gente.

8. UZBEKISTAN

Líder: Presidente Islam Karimov, electo en 1991; período presidencial extendido por los referendos de 1995 y, nuevamente, en el 2002.

Cómo funciona la censura: Karimov ha reestablecido una dictadura al estilo soviético que se sustenta en una brutal intimidación política cuyo fin es silenciar a los periodistas, a los activistas de derechos humanos, y a la oposición política. El régimen de Karimov utiliza un sistema informal de censura del estado para evitar que los medios locales difundan información sobre la generalizada práctica de tortura por parte de la policía, sobre la pobreza y sobre el movimiento islámico de oposición. Uzbekistán también logró notoriedad entre las repúblicas soviéticas con seis periodistas encarcelados en el 2005.

Aspectos más negativos: Después de que las tropas mataran a centenares de manifestantes opositores al gobierno en la ciudad de Andiján en mayo del 2005, el régimen de Karimov realizó una durísima represión en contra de los medios extranjeros. Obligaron a que la BBC, Radio Europa Libre/Radio Libertad, y el Institute for War & Peace Reporting cerraran sus oficinas de Tashkent. Una docena de corresponsales extranjeros y los reporteros locales que trabajaban para estos medios extranjeros tuvieron que abandonar el país.

9. SIRIA

Líder: El Presidente Bashar al-Assad subió al poder después de la muerte de su padre en el 2000.

Cómo funciona la censura: Los medios se hallan sometidos a un estricto control y a una excesiva influencia del estado. Algunos periódicos y emisoras están en manos privadas pero son leales al régimen, o tienen prohibido publicar contenidos políticos. Algunos periódicos privados y del partido brindan una crítica morigerada sobre ciertas políticas del gobierno o del partido de Baath, pero son en gran parte desalentados. Los periódicos y los canales de televisión respaldan incondicionalmente al gobierno. La ley de prensa comprende un conjunto de restricciones contra los medios, incluyendo el requisito de que los periódicos obtengan licencias autorizadas por el primer ministro, quien puede negar todo uso que considere no está a favor del “"interés público”.

Aspectos más negativos: La represión del estado ha engendrado medios tan insípidos que inclusive un alto funcionario del gobierno, el anterior ministro Ghazi Kenaan, sostuvo en cierta oportunidad que la cobertura informativa en Siria “no se podía leer”. A pesar de los esfuerzos por privatizar la prensa, los periódicos que se exceden en sus críticas son clausurados o sus ediciones se confiscan.

10. BELARÚS

Líder: Presidente Aleksandr Lukashenko electo en 1994; reelecto en marzo del 2006.

Cómo funciona la censura: La mayoría de los medios escritos y las emisoras son propiedad del gobierno, y son efusivos en su elogio a Lukashenko. Las estaciones de radio y de televisión evitan referirse a temas políticos sensibles. El estado ha clausurado una cantidad de diarios independientes en los últimos años, y los pocos que quedan están sometidos al gobierno. La administración de Lukashenko ha ejercido presión sobre los periódicos que son críticos, ha impedido que los distribuidores de periódicos y el correo distribuyan publicaciones de la prensa independiente, e impuso condenas a prisión de hasta cinco años por criticar al presidente.

Aspectos más negativos: Más de veinte periodistas locales y extranjeros fueron encarcelados durante la campaña presidencial, la mayoría de ellos mientras cubría las manifestaciones antigubernamentales que se realizaron después de la votación. Los periodistas fueron a menudo acusados de cometer “hooliganismo” por hallarse presentes en las protestas.


El personal del CPJ compiló esta lista usando 17 indicadores sobre libertad de expresión y acceso a la información. Los criterios van desde la existencia de reglamentaciones formales para la censura hasta la ausencia de medios independientes y la carencia de acceso a las noticias del extranjero. Los países en la lista llegan a cubrir, al menos, nueve de los 17 criterios.


Tus comentarios, sugerencias y aportaciones
nos permitirán seguir construyendo este sitio.
¡Colabora!



| Volver a la página principal de SdP |
|
Acerca de SdP | Periodismo de Investigación | Etica y Deontología |
|
Derecho de la Información | Fuentes de Investigación |
|
Política y gobierno | Comunicación Social | Economía y Finanzas |
|
Academia | Fotoperiodismo | Medios en Línea | Bibliotecas |
|
Espacio del Usuario | Alta en SdP |
|
SdP: Tu página de inicio | Vínculos a SdP | Informes |
|
Indice de Artículos | Indice de Autores |
|
Búsqueda en Sala de Prensa |
|
Fotoblog |

© Sala de Prensa 1997 - 2008


IMPORTANTE: Todos los materiales que aparecen en Sala de Prensa están protegidos por las leyes del Copyright.

SdP no sería posible sin la colaboración de una serie de profesionales y académicos que generosamente nos han enviado artículos, ponencias y ensayos, o bien han autorizado la reproducción de sus textos; algunos de los cuales son traducciones libres. Por supuesto, SdP respeta en todo momento las leyes de propiedad intelectual, y en estas páginas aparecen detallados los datos relativos al copyright -si lo hubiera-, independientemente del copyright propio de todo el material de Sala de Prensa. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos de Sala de Prensa sin la autorización expresa del Consejo Editorial. Los textos firmados son responsabilidad de su autor y no reflejan necesariamente el criterio institucional de SdP. Para la reproducción de material con copyright propio es necesaria, además, la autorización del autor y/o editor original.