Sala de Prensa


26
Diciembre 2000
Año III, Vol. 2

WEB PARA PROFESIONALES DE LA COMUNICACION IBEROAMERICANOS

A R T I C U L O S

   
   


1er Congreso Mexicano de
Derecho de la Información

* A lo largo de tres días (9, 10 y 11 de noviembre), académicos, periodistas, legisladores y otros actores interesados en el derecho a la información en México se reunieron para discutir y proponer diversas acciones para modernizar el marco legislativo nacional, así como para debatir acerca de una deontología periodística que delimite claramente la frontera entre regulación y autorregulación. Entre enero y marzo de 2001, Sala de Prensa reproducirá las principales ponencias presentadas en este congreso.

Durante los paneles, conferencias y mesas de trabajo que constituyeron el Congreso, se llegaron a las siguientes conclusiones:

En cuanto a deontología, códigos de ética y autorregulación, se afirmó que hoy día no puede soslayarse el análisis y la reflexión sobre la ética y la deontología en el periodismo, habida cuenta de su omisión o su dependencia al mercado o la las tendencias de globalización. Sin subjetividad no puede establecerse comunicación alguna. Ni la ética ni la deontología tendrán sentido alguno si éstas no se encauzan hacia la autorregulación, que debe entenderse como un proceso auspiciado tanto por los periodistas y dueños de los medios, así como por grupos organizados de la sociedad civil. Por lo tanto, la autorregulación informativa puede resultar una opción viable para el mejoramiento de los contenidos mediáticos al promover que los mismos medios se impongan códigos deontológico de cara a la opinión pública. Integrar consejos de prensa que den seguimiento y vigilen los principios éticos asumidos.

Queda claro también, que sin la participación de la sociedad civil, la iniciativa de periodistas y el respaldo de los dueños de los medios, la implantación de códigos éticos y la autorregulación informativa no serán efectivas de ninguna forma. Los códigos deontológico y la autorregulación no deben sustituir al derecho, aunque de éste se pueden promover caminos hacia el ejercicio responsable de la actividad comunicativa.

Respecto a los deberes y derechos de los profesionales de la información, es necesario lograr un acercamiento entre estudiosos del tema y trabajadores de los medios. Aplicar plenamente el salario mínimo a los periodistas y dignificar la actividad profesional de los reporteros mediante la capacitación, el respeto y la aplicación de un marco ético, con especial atención en los Estados de nuestro país. Actualizar las normas relativas al Derecho de Expresión e Información con énfasis especial en estos derechos y deberes. Por parte de los empresarios de los medios, es necesario conciliar entre la rentabilidad del medio y el servicio periodístico.

Desde hace un buen tiempo, el PAN y el PRD han señalado la necesidad de reglamentar la información para ejercer el Derecho a la Información; es urgente la congruencia de estas organizaciones en función de con las propuestas derivadas de foros y documentos.

Los servicios de televisión y radio públicos sufren enormes carencias y dificultades en cuanto a presupuestos inadecuados, imposibilidad de comercializar, burocracia excesiva, oficialismo y desapego a la ciudadanía. Entre sus virtudes se reconocen la constante innovación en sus contenidos, búsqueda de temas y formas de transmitirlos y esfuerzos substanciales por entrar a la competencia con los medios comerciales. Concientes de que el proceso de globalización conlleva el riesgo de borrar fronteras y rasgos culturales, es mediante el fortalecimiento de los servicios públicos de televisión y radio que se debe crear una base para difundir ideas y creencias de nuestro pasado y presente. Así pues, frente al comercialismo a ultranza, que sólo ve en la información una mercancía más, debemos darle posibilidades a la gente de expresarse por estos medios. Concretamente se propone: conformar una radio comunitaria el servicio público; hacer concursos públicos para utilizar el tiempo del estado (12.5 por ciento); asignar un comité plural que determine presupuestos y tiempos de emisión; revisar la vigencia de las comisiones en los estados; educar desde la primaria a los niños acerca del uso y manejo de los medios para la construcción de ciudadanía y el entendimiento de los público desde temprana edad. Crear verdaderos medios públicos que abarquen las necesidades sociales.

En materia de derecho al honor, a la vida privada y a la propia imagen, son los juristas quienes deben definir de forma clara y certera los diferentes campos de la vida privada y del derecho de la información. Para este fin, es necesario construir un puente de diálogo entre los medios de información y la sociedad, participando en el rediseño de nuevas relaciones, para lograr una valorización analítica de aquellas publicaciones que conciernen a la vida privada de los individuos. Es importante respetar el secreto profesional de periodista, pero no abusar de él.

Finalmente, en cuanto a los medios electrónicos e Internet, se reconoció que hay ciertos ámbitos mediáticos en los que se debe cambiar radicalmente la forma de concebir la regulación ya que no es suficiente con ajustar los lineamientos existentes. Los desafíos de regulación no se derivan solamente de cuestiones de infraestructura o acceso a ella. La problemática es que las innovaciones tecnológicas están modificando el "objeto de la regulación".

El gran reto es incentivar los negocios, la creatividad y la competitividad sin infringir otros derechos ciudadanos. A pesar de las regulaciones sobre bases de datos que han surgido en diferentes países, las posibilidades de interconectividad y los grandes proyectos de seguimiento de información permiten que se pueda monitorear cada paso del usuario en la red. Es preciso introducirnos al tema de lleno de tal forma que se inserten nuestros intereses como mexicanos en el debate mundial de los medios electrónicos y el Internet.


* 1er Congreso Mexicano de Derecho de la Información, convocado por el Programa Iberoamericano de Derecho de la Información, de la Universidad Iberoamericana, bajo la dirección del Dr. Ernesto Villanueva (miembro del Consejo Editorial de SdP), y auspiciado por la Fundación Konrad Adenauer, con la colaboración del semanario Proceso y los diarios El Universal y La Voz de Michoacán.


Tus comentarios, sugerencias y aportaciones
nos permitirán seguir construyendo este sitio.
¡Colabora!



| Volver a la página principal de SdP |
|
Acerca de SdP | Periodismo de Investigación | Etica y Deontología |
|
Derecho de la Información | Fuentes de Investigación |
|
Política y gobierno | Comunicación Social | Economía y Finanzas |
|
Academia | Fotoperiodismo | Medios en Línea | Bibliotecas |
|
Espacio del Usuario | Alta en SdP |
|
SdP: Tu página de inicio | Vínculos a SdP | Informes |
|
Indice de Artículos | Indice de Autores |
|
Búsqueda en Sala de Prensa |
|
Fotoblog |

© Sala de Prensa 1997 - 2008


IMPORTANTE: Todos los materiales que aparecen en Sala de Prensa están protegidos por las leyes del Copyright.

SdP no sería posible sin la colaboración de una serie de profesionales y académicos que generosamente nos han enviado artículos, ponencias y ensayos, o bien han autorizado la reproducción de sus textos; algunos de los cuales son traducciones libres. Por supuesto, SdP respeta en todo momento las leyes de propiedad intelectual, y en estas páginas aparecen detallados los datos relativos al copyright -si lo hubiera-, independientemente del copyright propio de todo el material de Sala de Prensa. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos de Sala de Prensa sin la autorización expresa del Consejo Editorial. Los textos firmados son responsabilidad de su autor y no reflejan necesariamente el criterio institucional de SdP. Para la reproducción de material con copyright propio es necesaria, además, la autorización del autor y/o editor original.